Lo que me gusta


Me encanta el vino, no tiene nada que ver con nada, pero es así de simple y de sencillo, me encana el vino. El rojo para las cenas y el blanco sólo por el placer de beberlo. No sé de marcas ni cuerpos ni cosas raras, sólo sé que me encanta el vino.

Me gusta leer. Me fascina leer cosas nuevas y me apena ver que los libros que le gustan a la mayoría a mi no me gustan tanto y que hay libros que puedo leer cien veces y es como la primera vez, me emociono, lloro, rio y vibro (El Amor en los Tiempos del Cólera, Cien Años de Soledad, Pride And Prejudice).

Me gusta la poesía. No leo cosas nuevas, sólo vuelvo a leer aquellos que ya me habían enamorado desde antes. Leo a Neruda, a Vallejo, a Bécquer. Y también aprovecho cuando por alguna razón cae un trozo de buena poesía a mis manos. Cuando pienso en “él” pienso en Rubén Darío y no pudo evitar recordar cuando me recitaba sobre el rey que tenía una tienda hecha de día y volverme a enamorar.

Me gusta estar enamorada. Me gusta sentir que es exactamente como es, sin poses ni artificios. Un alma limpia, sensible y pura que ha venido a este mundo para complementar a mi alma limpia, sensible y pura.

Me gusta despertar sintiendo las manitos pequeñitas de mi hijo, me gusta oir su risa, me gusta oler su perfume, me gustan sus besos, me gustan sus emociones, me gusta ser mamá.

Me gusta sentirme útil, me gusta saber cuando se lee lo que escribo y cuando interesa a alguien más que a mi. Es por eso que robo un espacio a este blog y publico aqui mi Manual de Autoayuda para los ex- opus. Si lo publico en otro lado nunca sabré si alguien lo leyó y la verdad es … que me gusta saberme útil.

Anuncios

3 comentarios en “Lo que me gusta”

  1. ¿Te gusta el vino por su sabor o por los efectos? Porque tengo entendido que los alcohólicos buscan los efectos, preferentemente. Ja, ja, ja.

    Mi blog lo he dejado temporalmente, porque en La Comunidad, había unos cuantos blogs que unos que les llaman trolls estaban llenando de insultos, comentarios repelentes, discusiones sin sentido y en vista de lo cual me he retirado temporalmente. Espero que será por poco tiempo.

    Y es que en alguna de las entradas llegaban a llenar de insultos hasta con más de cien comentarios, algunos larguísimos. Hablando de todo menos de fotografía. Y como a mí lo que me interesaba era la fotografía, para aprender sobre todo, me daba mal rollo.

    En tu blog entro porque me encanta leerte y empecé por un enlace que pusiste en opuslibros (otro tema que me apasiona, y no precisamente por morbo). El día que vea que la jerarquía de la Iglesia se toma en serio el Opus y lo clausure o por lo menos lo corrija hasta cambiar todo lo malo que tiene, entonces dejará de interesarme, posiblemente. Pero mientras tanto, me duele que la Iglesia a la que considero mi madre, consienta tanto sufrimiento en una institución aprobada por Ella.

    Bueno, Emevecita, besos para tu nene y para tí.

  2. Es el sabor, te lo aseguro.
    Los efectos .. se notan mejor con pisco (peruano!!!) y si el compañero es chileno, mejor aún .. ya te contaré un día. Jajaja

  3. El vino, consumido con moderación, es fuente de salud. Aporta antioxidantes, necesarios para prevenir el envejecimiento celular; contiene compuestos cardiosaludables, frente a enfermedades coronarias; y sustancias con actividad anticancerígena, como el resveratrol. En este sentido, es más nutritivo el vino tinto (rojo) que el blanco, por que muchas de estas sustancias bioactivas proceden de la piel de las uvas tintas.

    http://www.torres.es/ESP/asp/vyc_vino.asp

Cuéntanos qué piensas...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s