No son machos … ¿son muchos?


El otro día oí un diálogo que puede haber ocurrido en cualquier parte del planeta:

– ¿Tienes hijos?

– Que yo sepa, no

– (risas de ambos)

Y pensaba yo en la tremenda responsabilidad de ese hombre que “no sabe” si tiene hijos por ahí. Se sentía muy macho diciendo eso porque significa que se acuesta con tantas que no sabe si su poderosa semilla floreció en alguna desconocida. Digo yo ¿cómo se sentiría ese macho si esa semilla iba a ser la única que le iba a florecer?

Alguien que conozco tuvo una hija hace muchos años de uno de estos machos. Ella no quiso quedarse con la carga de conciencia que significa anteponer el orgullo y ocultar la existencia de una vida, fue y se lo dijo. Lo que él le respondió no vale la pena ser repetido en este ni en ningún lugar. Ella sintió que cumplió con su deber y siguió la vida.

Pasados los años, un hombre que nunca pudo tener hijos encuentra a una mujer y la saluda, ella lo mira y le dice “no nos conocemos, sigue tu vida”. Y luego ella va con el carro de compras al encuentro de su esposo y al mirarla él le dice “oye amor, ¿crees que esto le va a gustar a nuestra hija?”. El hombre que decidió ser invisible por su propia voluntad escuchó ese diálogo. Y hoy la jovencita preciosa, ese gol de media cancha, ese homerun, ese premio mayor … es el triunfo de otro y no el suyo. ¿Muy macho eh?

Anuncios

Cuéntanos qué piensas...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s